La higiene es parte fundamental de cualquier ritual de belleza y el manicure no es la excepcíón. Es escencial tanto en productos como en nuestra higiene personal para obtener resultados óptimos.

Aquí te damos unos tips básicos para que tus productos estén impecables:

-Tapa tus esmaltes correctamente para evitar que entren bacterias.

-Conserva tus productos en temperaturs frescas o mayores a los 23°

-El esmalte o gel servirá 36 meses después de ser abierto

-Limpiar  boquillas con toallitas limpiadoras especiales para evitar la contaminación del producto

-Evitar sostener el producto en la palma de la mano

-Siempre mantener llenos los envases con producto de uso profesional

-Limpiar cualquier herramienta que uses para el manicure

Es básico lavar tus manos antes de hacerte mani, aplicar tratamiento y/o esmalte. El área de trabajo o casa, donde se haga manicure, debe mantenerse limpio.

¡Es de gran importancia mantener la higiene en todo momento, Jessigirls!